miércoles, 24 de agosto de 2016

Lágrimas de cocodrilo


Es el señor Petronilo

un gran cocodrilo

que vive en el Nilo,

pero no tiene amigos.

 

Llegaron unos cazadores

a su rio un lejano día

con muy malas intenciones,

y se quedó sin compañía.

 

Engañaron a sus amigos

con una vida de alegrías,

los engañaron como chinos,

pues ya nunca volverían.

 

Siendo tan bonachones

acabaron al fin sus horas,

hechos mil cinturones

y cien bolsos de señoras.

 

Petronilo desde aquel día

llora a la orilla del rio Nilo,

llora solo y sin compañía,

llora lágrimas de cocodrilo.




Cigarra y Grillo





Son Grillo y Cigarra


dos tercos trovadores


que cantan tenaces


sus penas de amores.


 


Grillo en la noche


la mas bella balada


con todo su amor


canta a su amada.


 


Cigarra enamorada


a lo largo del día


dedica a su amado


su triste melodía.


 


Grillo en la noche,


Cigarra en el día,


cuando se encuentren


cantarán de alegría.


 


Y serán Grillo y Cigarra


dos alegres juglares


que entonarán felices


sus coplas y cantares.





martes, 2 de agosto de 2016

Teodora la lacomotora







Es la vieja Teodora

una locomotora de vapor

que en toda ocasión

circulaba sin demora.

 

Es la pobre Teodora

una vieja locomotora

que llora a toda hora

por no estar ya de moda.

 

Desde que el AVE ha llegado

ya no hace grandes viajes

que precisen de equipaje,

y de categoría le han bajado.

 

Hacía viajes internacionales,

y ahora se dedica cada día

a recorridos de cercanías

por inmundos andurriales.

 

Dicen que es muy vaga,

que cuanto le cuesta

subir una leve cuesta,

que se queda descolgada.

 

Y aunque aún Teodora

le pone mucho tesón,

y todo su gran corazón,

ya nunca llega a la hora.








Un pavo real






Pretendió un pavo real

conquistar una pavita,

no conocía otra igual

tan hermosa y bonita.

 

Quería llamar su atención

con su hermoso plumaje,

conquistar su corazón

e iniciar un gran linaje.

 

Orgulloso y presumido

un abanico colosal     

colmado de colorido

desplegó el pavo real.

 

Replicó la pavita ufana:

“ La primavera ha llegado,

y con ella cada mañana

este pavo encopetado.”